¡Conoce a Grupo Shinè a través de los ojos de María – ¡nuestra diseñadora gráfica! Y es que justo hoy conmemoramos la función esencial del diseñador/a gráfico/a en la sociedad, el comercio y el mundo empresarial.

 

Cuéntanos María,

 

¿Cómo supiste que querías dedicarte al diseño gráfico?

Desde pequeña ya tenía maneras de artista. Pintaba toda aquella superficie que causase interés en mí, adoraba pasar el tiempo haciendo manualidades con mi familia, y la asignatura de Plástica era una de mis favoritas en el colegio.

Tenía claro que mi futuro laboral iba a estar determinado por aquello que me hiciera disfrutar y que no me importase dedicarle el mayor tiempo posible. Es por ello que a la hora de decidir qué carrera universitaria estudiar la primera opción fue Bellas Artes. Sin embargo, barajando otras opciones vinculadas a la rama artística y también ligadas al mundo digital actual contemplé la posibilidad de realizar Diseño Gráfico. Era una opción novedosa, la cual me permitía potenciar mi capacidad creadora y en la que además podía añadir mi granito de arena a la sociedad. No se trataba de crear para uno mismo, sino de crear “x producto” para un/a usuario/a y que cumpliese una función. Esto último fue lo que me encaminó a decantarme por ella.

 

¿Cuál fue el proyecto más difícil al que te tuviste que enfrentar?  

Sin duda el proyecto más difícil al que tuve que enfrentarme fue mi Trabajo Final de Grado. A diferencia de otros Grados, en Diseño debemos de determinar, desarrollar y construir con prototipado final todo un proyecto gráfico de grandes dimensiones.

Mi proyecto Inghenia: una nueva visión sobre el TDAH” se fundamentó en la creación de la primera comunidad virtual para padres/madres o usuarios/as interesados/as en el trastorno como vía de comunicación, intercambio de experiencias y espacio de interés e información bajo la filosofía de mostrar la visión positiva del Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad. Todo ello conllevó no sólo a la creación de una marca que experimentase el trastorno, sino a la adaptación de todos los soportes con el método de lectura fácil (un sistema de lectoescritura accesible, universal, para todos los/as usuarios/as).

Fue una experiencia enriquecedora tanto a nivel personal y profesional ya que me permitió ir un paso más allá como diseñadora, poner a prueba mi creatividad y empatizar con el segmento de población que estaba investigando. Además, afortunadamente Inghenia pudo ser conocida en diversas partes de España y Canarias ya que mi tutor me impulsó a presentarlo a varios concursos, siendo seleccionado en certámenes como: 8º Encuentro Bienal Iberoamericana de Diseño (BID) de Enseñanza y Diseño (2019); Premios Gaudemus Projecta; Selección entre los 24 mejores proyectos de Fin de Grado de España (2019); Selección Anuaria-Veredictas Excellence Standards (2018) y Oro Especial Estudiantes + Oro Categoría Estudiantes Diseño gráfico en la 5º Edición Premios Canarias de Diseño (di-ca) (2019).

poster

 

¿Qué herramientas utilizas en tu día a día?  

Considero que las herramientas más efectivas como diseñadora en mi día a día es la capacidad de observación y análisis del entorno. Saber captar la necesidad del usuario y enfocarse a una posible solución me resulta interesante y a la vez divertido. Podemos sorprendernos de las inusuales ideas que nos surgen en nuestra cabeza y que al ponerlas en práctica pueden resultar óptimas para dar con la solución del problema.

No debo olvidarme de nombrar al “amigo íntimo de todo diseñador”. Cuaderno y lápiz. Estos, junto con el Adobe Creative Cloud son la combinación perfecta para comenzar a crear.

 

¿Cuál es la soft skill más importante que, según tu opinión, debe poseer un diseñador/a gráfico/a? ¿Y de las habilidades técnicas?  

La soft skill más importante que debe poseer un diseñador es la capacidad de trabajar en equipo, la capacidad de comunicaciónliderazgo, habilidades de resolución de problemas, así como la gestión del tiempo.

Los diseñadores solemos pecar de tener un horario muy peculiar para trabajar, horarios que normalmente no se asemejan a la rutina habitual de una persona. Nos encontramos con numerosos contratiempos ya sean tiempos de impresión, cambios del cliente de última hora, nuestro propio nivel de perfeccionismo…etc. Si todo ello se aplica a un proyecto en el que participan varias personas es necesario saber distinguir prioridades y comunicarse lo máximo posible entre los miembros implicados.

En cuanto a las habilidades técnicas, actualmente a un diseñador se le recomienda tener conocimiento de la mayoría de las aplicaciones que conforman el Pack Adobe Creative Cloud. Según la rama o el sector en el que vayas a ejercer tu labor puedes complementar estas herramientas con conocimientos plus tales como: desarrollo web, gestión de comunidades virtuales, marketing digital…etc.

 

?Aquí te dejamos el LinkedIn de María para que le eches un vistazo

 

?Sumérgete en el mundo del Diseño Gráfico con nuestro curso online de diseño